ENG 🇬🇧

¿Qué Pasa si Tienes una Sobredosis de LSD?

Categoría: Cannabis

✍ 30 enero, 2021 - 10:13

Por Reality Sandwich

sobredosis lsd

Un nuevo artículo publicado en el Journal of Studies on Alcohol and Drugs nos cuenta lo que le ocurrió a tres personas que tomaron accidentalmente dosis masivas de LSD. Por ejemplo, una mujer tomó 550 veces la dosis normal de LSD. ¡55.000 microgramos!

Contenido relacionado: Tolerancia al LSD: Todo lo que Debes Saber

La dosis recreativa típica es de 100 microgramos. No sólo vivieron para contarlo, sorprendentemente, sino que todos los casos ilustran lo poco tóxico que es el LSD. La experiencia incluso tuvo resultados positivos en sus vidas.

Tres casos de sobredosis accidental de LSD

Mark Haden, director de MAPS Canadá y autor del artículo, declaró al New Atlas que “lo que sabemos es que la gente puede tomar miles de veces la dosis normal de LSD. Existen pruebas al respecto, pero no se podría tomar mil veces una dosis de agua. ¿Qué es una dosis de agua? ¿Tal vez un vaso? Si intentaras beber mil vasos de agua, te mataría”.

El resurgimiento de la investigación científica sobre los psicodélicos ha puesto de manifiesto sus numerosas y prometedoras aplicaciones terapéuticas. Sin embargo, para reiterar un hecho importante, todavía hay mucho que no sabemos. En este sentido, nadie sabe realmente cuál es la dosis tóxica del LSD, pero las pruebas sugieren que, en dosis elevadas, es menos tóxico que el agua. Esto no significa que el LSD no pueda causar daños permanentes o que sea una buena idea experimentar con él, como descargo de responsabilidad.

Caso 1: Trastorno bipolar

En el caso de “AV”, antes de su sobredosis accidental, era una joven de 15 años que sufría graves problemas de salud mental, incluido el trastorno bipolar. Tras su viaje con LSD, se despertó en el hospital y su padre entró en la habitación. “Se acabó”, dijo AV.

Contenido relacionado: Nuevo Estudio: Mezclar MDMA con LSD como Tratamiento para la Salud Mental

No se refería al viaje de LSD, sino a su trastorno bipolar. Después de eso, los síntomas de su enfermedad mental más o menos desaparecieron. Su psiquiatra, al final de estudiarlo, señaló que “su perspicacia y autoconciencia eran bastante notables”. También pudo dejar de tomar la medicación de litio. AV informó que estuvo libre de todos los síntomas de enfermedad mental durante los siguientes 13 años.

Caso II: El LSD no dañó al feto

Esta joven sufrió una sobredosis de LSD sin darse cuenta de que estaba embarazada de dos semanas. Su hijo tiene ahora 18 años y parece ser un joven inteligente, social y completo.

En otras palabras, el LSD no daña a los fetos. Al menos en esa fase del embarazo.

Caso III: Dolor físico y morfina

A los veinte años, “CB” contrajo la enfermedad de Lyme y, como resultado, experimentó un dolor crónico en los pies y tobillos. Finalmente, lxs médicxs le recetaron morfina, que había estado tomando de forma continuada durante una década, hasta que tuvo su sobredosis de LSD.

A sus 46 años, la mujer tomó 550 veces la dosis normal de LSD. Como es lógico, las siguientes 12 horas fueron una “neblina”. Lo que más hizo fue vomitar. Las siguientes 12 horas se sintió “agradablemente colocada”, con algunos vómitos.

Contenido relacionado: ¿Pueden los Psicodélicos Ser un Tratamiento para el Dolor Físico?

El dolor de pies desapareció al día siguiente. El dolor volvió a aparecer unos días después, pero redujo su dosis de morfina y empezó a tomar microdosis de LSD. Al final, pudo dejar por completo la morfina y otros medicamentos para el dolor.

Probando dosis altas

Nos han enseñado a creer que el LSD es una de las drogas más peligrosas que existen, en términos de toxicidad. Determinar la dosis letal de cualquier droga es, evidentemente, un proceso complejo. Esto se debe a que, desde el punto de vista ético, lxs científicxs no pueden utilizar a los seres humanos como conejillos de indias. Por eso la mayoría de los estudios realizan este tipo de experimentos en ratas. No sabemos cuál es la dosis letal de LSD porque no podemos encontrarla.

Sin embargo, lxs investigadores administraron una vez 297 mg de LSD a un elefante llamado Tusko, que es una cantidad astronómica incluso para un elefante. Es 30 veces lo que un humano de tres toneladas podría recibir. Murió. Sin embargo, lo que sí sabemos es que 297 mg matan a un elefante, por lo que podríamos concluir que esa cantidad mataría a cualquier cosa.

Sabemos que el LSD, en términos de toxicidad, es una droga relativamente segura. Sólo nos han alimentado con la narrativa de que el LSD es peligroso, que te quema el cerebro, etc., en parte debido a la manipulación política y a la falta de conocimiento.

En los años ’50, el Centro de Adicciones de Lexington, Kentucky, bajo la jurisdicción de Harris Isbell, llevó a cabo investigaciones sobre el LSD en hombres negros en la carcel que tenían un historial de abuso de drogas. Esto también fue parcialmente financiado por la CIA como parte del proyecto MkUltra. Se les administró dosis de LSD durante 77 días seguidos. Lxs investigadores pagaron a sus sujetos con heroína, lo cual es una locura.

Con las drogas, más vale prevenir que curar

Dejando de lado estas excepciones, la forma en que lxs investigadores evalúan los efectos de las altas dosis de LSD es mediante los casos que ocurren en el mundo real.

Contenido relacionado: MindMed Descubre ‘Botón de Apagado’ Para Los Malos Viajes de LSD

 

Todos los casos presentados en el artículo de MAPS ilustran lo poco tóxico que es el LSD. Sin embargo, el LSD puede ser más seguro que el agua en dosis altas, pero eso no significa que no pueda causar daños permanentes. Como nota final, ésta es la razón por la que siempre primero hay que probar las sustancias. Puede que nunca sepamos cuál es la dosis tóxica del LSD, pero podemos mitigar los riesgos, sin embargo, conociendo nuestra dosis justa.

Vía Reality Sandwich, traducido por El Planteo.

Foto por Dima Pechurin vía Unsplash



Reality Sandwich

ACERCA DEL AUTOR

También puede interesarte

aceite cáñamo
Connie & Pablo
jujuy cannabis
elevate jane