Bob Hoban

Cannabis

El Abogado de Cannabis Bob Hoban Explica Cómo Tener Éxito en el Terreno Legal

Por El Planteo

El Abogado de Cannabis Bob Hoban Explica Cómo Tener Éxito en el Terreno Legal

✍ 17 agosto, 2020 - 09:39

Por Natan Ponieman y Javier Hasse.

Bob Hoban es conocido por ser uno de los principales líderes mundiales en política pública del cannabis. Su firma, Hoban Law Group, ha estado en el epicentro de la expansión comercial del cannabis como negocio legítimo alrededor de todo el mundo.

Contenido relacionado: Invertir en Cannabis Durante la Crisis: lo que Hay que Saber

Recientemente tuvimos la oportunidad de hablar con Hoban, quien recordó sus primeros pasos en la industria y nos contó cómo logró convertir su firma en un referente en consultoría para las empresas de cannabis, los responsables políticos y los gobiernos internacionales.

Comienzos tempranos

Desde 2008, Hoban ha estado trabajando con más de 35 países diferentes en el desarrollo de soluciones de política pública para la legislación y regulación del cannabis comercial.

El ex alumno de la Universidad de Rutgers pasó la mayor parte de su vida en el noreste de los EEUU y finalmente se mudó al oeste en el 2008. Inició entonces un bufete de abogados enfocado en la representación de empresas medianas.

Menos de un año después, la firma se estaba centrando únicamente en las empresas de cannabis.

El abogado era consumidor de marihuana pero no tenía conexiones con grupos activistas o empresas de cannabis. Simplemente, vio una oportunidad a medida que la industria del cannabis comenzó a desarrollarse en Colorado.

Había aspectos alrededor de la legislación del cannabis que no estaban cubiertos. La mayoría de los activistas y defensores se habían centrado en luchar por la legalización del cannabis, pero no muchas empresas o jurisdicciones sabían qué hacer después.

“Una vez que un país legaliza algo, ¿qué sigue?”, se preguntó Hoban. “Entonces me dije: ‘bueno, ésta es la oportunidad'”.

Desde sus inicios, Hoban Law Group se centró en dar una respuesta a esa gran pregunta.

“La industria necesita liderazgo profesional”, agregó. “Necesita asesores, necesita abogados que sean expertos en mucho más que la simple promoción de políticas”.

Ser parte del boom del cannabis

La empresa de Hoban proporcionó gran parte del combustible que alimentó el crecimiento de la industria.

Contenido relacionado: Legalización de la Marihuana en EEUU: la Historia del Movimiento y las Personas Tras Él

Ganar el caso de Cannamart a finales del 2009 puso a Hoban en el foco de atención. Su firma logró evitar que una jurisdicción local cerrara un negocio de cannabis alegando que la solicitud era inconstitucional.

Hoban nunca se describe a sí mismo como activista del cannabis, a pesar de que ha estado involucrado en numerosas causas a lo largo del tiempo. Prefiere pensar su papel simplemente como una evolución necesaria en el mercado cannábico.

“No éramos nosotros quienes luchaban por la legalización. Pero, una vez que ocurrió el cambio legal, fuimos nosotros quienes lo llevamos a un entorno comercial”, explica.

En el 2011, el abogado comenzó a enseñar Política Pública de Cannabis en la Universidad de Denver. Respaldado por el estatus de la universidad, se convirtió entonces en la persona de contacto de los gobiernos nacionales que estaban en búsqueda de asesoramiento acerca de cómo desarrollar programas de política pública de cannabis.

A pesar de su fuerte enfoque en el desarrollo de políticas públicas, a Hoban siempre le ha gustado definir a su empresa como una aliada de los negocios del cannabis.

En 2010, cuando la industria del CBD estaba dando sus primeros pasos, Hoban Law Group desarrolló una estrategia de crecimiento para CannaBest, una empresa de CBD proveniente del sur de California. Con la ayuda de Hoban, la compañía pasó de generar USD 500,000 en ventas de CBD a USD 5 millones en menos tres meses, lo que dio pie a la subsiguiente locura por el CBD que luego se desató.

Encontrar el éxito en un enfoque empresarial del derecho

Para Hoban, el éxito de su empresa se debió a una visión clara: necesitaba dirigirla como se dirigía cualquier otro negocio.

“Si nos fijamos en cualquier gran bufete de abogados, la única razón por la que existen es porque sus socios iniciales dijeron: ‘Mira, queremos crear una cámara de compensación para abogados realmente excelentes, pero queremos construirla como si fuera un negocio’. Los bufetes de abogados no se convierten en negocios, excepto si se fijan específicamente ese objetivo“.

Parte de la estrategia comercial de cualquier empresa que se conecte a una industria de forma auxiliar, es impulsar el éxito comercial de sus clientes. Hoban describe al personal de su empresa como guías que ayudan a las empresas de cannabis a moverse por la industria.

Contenido relacionado: Diversificación de Cultivos: el Enorme Potencial del Cáñamo

“Primero somos guías, después somos expertos en la industria y, en tercer lugar, somos abogados de primera calidad”, dijo.

Para Hoban, el aspecto comercial de la industria es tan importante como el aspecto legal, porque ambos impulsan el crecimiento. La industria del cannabis, sin importar su ubicación, puede y debe regularse en cuatro carriles:

  • Primero, un carril industrial, que incluye al cáñamo industrial y sus aplicaciones.
  • En segundo lugar, un carril de marihuana de venta libre, que abarca el sistema de dispensarios.
  • El carril del bienestar y los nutracéuticos ocupa el tercer lugar. Estos son productos derivados del CBD y del cáñamo no psicoactivos.
  • Por último, está el carril farmacéutico, que abarca fórmulas para afecciones específicas.

En sus conferencias, que involucran múltiples conversaciones en las Naciones Unidas y otros organismos internacionales, Hoban aconseja a las jurisdicciones que regulen el cannabis de acuerdo con estos cuatro carriles comerciales.

Vía Benzinga, traducido por El Planteo 

El Planteo Logo Negro

ACERCA DEL AUTOR

El equipo de El Planteo. Información madura para un mundo verde.

También puede interesarte

Pharmacielo colombia
Porro Podcast
Cannabis Mujer - Imagen por Ilona Szentivanyi. Todos los derechos reservados a El Planteo y Benzinga.