ENG 🇬🇧
cannabis pruebas sangre conducción

Cannabis

Estudio: Pruebas de Saliva y Sangre Son Insuficientes para Medir Intoxicación por Cannabis

Por Javier Hasse

Estudio: Pruebas de Saliva y Sangre Son Insuficientes para Medir Intoxicación por Cannabis

✍ 15 diciembre, 2021 - 11:53



Un nuevo estudio publicado en Neuroscience & Biobehavioral Reviews examinó los informes disponibles sobre la relación entre el rendimiento al conducir y las concentraciones en sangre y saliva de THC. El tetrahidrocannabinol (THC), cabe recordar, es el componente psicoactivo del cannabis.

Contenido relacionado: Marihuana y Test de Drogas: Todo lo que Tienes que Saber

El estudio fue realizado por investigadores de la Iniciativa Lambert de la Universidad de Sidney. Sorprendentemente, los resultados indican que las concentraciones de THC en sangre y en fluidos orales son indicadores relativamente pobres o inconsistentes de deterioro cognitivo inducido por cannabis. Esto contrasta con la relación mucho más fuerte entre las concentraciones de alcohol en sangre y el deterioro al conducir. Lxs investigadores afirman que los resultados tienen implicaciones para la aplicación de leyes sobre conducción bajo los efectos de las drogas en todo el mundo.

No existe una relación significativa

La autora principal del informe, la Dra. Danielle McCartney, de la Iniciativa Lambert para Terapéutica de Cannabinoides, explicó:

«Las mayores concentraciones de THC en sangre sólo se asociaron débilmente con un mayor deterioro en consumidores ocasionales de cannabis; mientras que no se detectó ninguna relación significativa en lxs consumidores habituales», dijo McCartney. «Esto sugiere que las concentraciones de THC en sangre y en fluidos orales son indicadores relativamente pobres del deterioro inducido por el THC«.

Metodología

Para el estudio, lxs investigadores reunieron los datos de 28 publicaciones sobre consumo de formas de cannabis, ingeridas o inhaladas. A continuación, caracterizaron las relaciones entre las concentraciones de THC en sangre y en fluidos orales y el rendimiento al conducir. También se observaron habilidades relacionadas con la conducción, como el tiempo de reacción o la atención dividida.

Contenido relacionado: Estado Pionero: Nueva York Prohíbe las Pruebas de Cannabis para Trabajadores

En el caso de lxs consumidores infrecuentes u ocasionales de cannabis, se observaron algunas correlaciones significativas entre las concentraciones de THC en sangre y fluidos orales y el deterioro en las pruebas. Sin embargo, lxs investigadores señalan que la mayoría de estas relaciones eran «débiles».

No se observó ninguna relación significativa entre la concentración de THC en sangre y el rendimiento al volante en el caso de lxs consumidores «habituales» (semanales o más frecuentes) de cannabis.

«Por supuesto, esto no sugiere que no haya relación entre la intoxicación por THC y el deterioro al conducir», añadió McCartney. «Nos está mostrando que el uso de la concentración de THC en sangre y saliva son marcadores inconsistentes de dicha intoxicación».

Prueba Toxicológica como pasar

Lo que sabemos y lo que no

Esta nueva investigación plantea dudas sobre la validez de los métodos utilizados para evaluar el deterioro relacionado con el cannabis. Entre ellos se encuentran las pruebas móviles aleatorias de detección de THC en la saliva que se realizan de forma generalizada en Australia, y las pruebas de concentraciones específicas de THC en sangre que se usan para detectar problemas al conducir en algunos estados de EEUU y Europa.

Contenido relacionado: ¿Un Test Similar al Alcoholímetro para Detectar el Consumo de Cannabis? Así Parece

Según la Dra. McCartney, los resultados «indican que las personas sin problemas podrían ser identificadas erróneamente como intoxicadas por cannabis cuando la ley impone límites de THC. Del mismo modo, lxs conductores con deterioro inmediatamente después del consumo de cannabis pueden no registrarse como tales«.

Lxs investigadores también descubrieron que la intoxicación subjetiva (es decir, el grado de «colocón» que los individuos decían sentir) sólo se asociaba débilmente con la intoxicación real. Esto significa que lxs conductores no deben confiar necesariamente en la percepción de su propio deterioro para decidir si están en condiciones de conducir.

Se recomienda precaución

A pesar de los prometedores resultados, el Dr. Thomas Arkell, coautor del estudio, advirtió: «Es mejor que las personas esperen un tiempo mínimo, entre tres y diez horas, dependiendo de la dosis y la vía de administración, tras el consumo de cannabis antes de realizar tareas sensibles a la seguridad. Actualmente, se están desarrollando aplicaciones para teléfonos inteligentes que pueden ayudar a las personas a evaluar su deterioro antes de conducir, que también pueden resultar útiles».

El profesor Iain McGregor, director académico de la Iniciativa Lambert, añadió que las pruebas para detectar el deterioro por THC son complejas y necesitan más investigación.

Contenido relacionado: ¿Puede el CBD Hacer que Falles un Test de Drogas?

«Está claro que las concentraciones de THC en el organismo tienen una relación muy compleja con la intoxicación. La fuerte y directa relación entre las concentraciones de alcohol en sangre y la conducción alterada anima a la gente a pensar que esas relaciones se aplican a todas las drogas, pero ciertamente no es el caso del cannabis».

«Una persona sin experiencia con cannabis puede ingerir una gran dosis oral de THC y no estar en condiciones de conducir y, sin embargo, registrar concentraciones de THC extremadamente bajas en sangre y en el líquido oral. Por otro lado, un consumidor de cannabis experimentadx puede fumarse un porro y mostrar concentraciones de THC muy elevadas, pero mostrar poca o ninguna incapacidad».

«Está claro que necesitamos formas más fiables de identificar la alteración por cannabis en las rutas y en el lugar de trabajo. Se trata de un problema especialmente acuciante para el número cada vez mayor de pacientes en Australia que consumen cannabis medicinal de forma legal pero que tienen prohibido conducir. El aumento del consumo adulto legal de cannabis en múltiples jurisdicciones de todo el mundo también hace más urgente la necesidad de reformar las leyes sobre conducción y cannabis», concluyó McGregor.

Vía Benzinga, traducido por El Planteo.

Foto por Gabe Pierce vía Unsplash 

¿Tienes ideas o comentarios? Puedes contactarnos en info@elplanteo.com

Síguenos en Instagram, Facebook y Twitter.



Todo el material compartido por ElPlanteo.com tiene fines únicamente periodísticos e informativos.

ACERCA DEL AUTOR

Javier, el co-fundador y CEO de El Planteo, es un escritor especializado en cannabis, cáñamo, CBD y psicodélicos. Actualmente se desempeña también como colaborador senior en Forbes EEUU y Director Ejecutivo en Benzinga Cannabis, una empresa de medios y eventos en los Estados Unidos, enfocada en cannabis, cáñamo, y psicodélicos manejando un equipo de más de 70 personas.

Su libro “Start Your Own Cannabis Business,» publicado en mercados angloparlantes por Entrepreneur Media, llegó al primer puesto de “Best Seller” en Amazon.

Como reportero premiado, ha publicado más de 5.000 artículos en medios masivos incluyendo Forbes, CNBC, Playboy, CNN, MSN, UOL, Entrepreneur Magazine, Yahoo Finance, MarketWatch, Houston Chronicle, The Street, Nasdaq, Yahoo, Morningstar, Benzinga, MERRY JANE, High Times, Leafly, DOPE Magazine, etc.

Javier también rankea en numerosas tablas Billboard por su participación en discos con RZA e Inspectah Deck de Wu-Tang Clan, Twista, Lil Windex, Riff Raff, Cyhi The Prynce, Yung Bleu, DJ Whoo Kid, Jonathan Hay, y otros.

También puede interesarte