Lara Parker by Jon Premosch

Cultura

Porro y ‘Problemas Vaginales’: la Historia de Lara Parker, su Endometriosis y el Cannabis

Por Javier Hasse

Porro y 'Problemas Vaginales': la Historia de Lara Parker, su Endometriosis y el Cannabis

✍ 24 mayo, 2020 - 14:14

“Estaba luchando mucho con mi incapacidad para tener sexo con penetración, como mujer heterosexual”, explica Lara Parker, mientras habla de su experiencia con la endometriosis: ahora depende únicamente de la marihuana para mantener el dolor bajo control.

“La marihuana es mi medicina, punto. Realmente no puedo imaginar mi vida sin ella, y no quiero hacerlo”, dice. “Imaginar una vida sin cannabis me genera mucha ansiedad. No podría tener una gran vida sexual sin él. Ya que los orgasmos pueden ser dolorosos para mí debido a mis afecciones, el lubricante imbuido con cannabis me ayuda. Tampoco podría comer sin la ayuda de CBD o THC puro, porque siempre tengo náuseas”.

Pero, ¿quién es Lara? ¿Y por qué deberían preocuparte sus problemas de la vagina?

Lara es editora de BuzzFeed y una conocida influencer en las redes sociales, que ha utilizado sus plataformas para promover el movimiento body-positive y la liberación femenina. Pero quizás lo más importante y sorprendente es que ha aprovechado su poder en las redes para hablar sobre sus ‘problemas vaginales’, casualmente, el título de su próximo libro. Más allá de su vagina, Lara Parker habla mucho sobre cómo usa marihuana y los productos derivados de ésta para tratar algunos de los síntomas de su endometriosis, que a su vez es responsable de dichos problemas vaginales.

¿Quieres aprender más sobre esto? ¿Te ofende el uso excesivo de la palabra ‘vagina’? ¡Sigue leyendo! De cualquier manera, aprenderás algo.

De problemas de la vagina a ‘Problemas de la Vagina’

Lara Parker fue diagnosticada oficialmente con endometriosis hace aproximadamente siete años, cuando aún no había probado la marihuana.

Esta enfermedad causa que tejido similar al revestimiento del útero (conocido como endometrio), se encuentre fuera del útero. La presencia externa de este tejido resulta en fuertes dolores y afecciones relacionadas del piso pélvico.

Contenido relacionado: Usar Psicodélicos para Sanar el Trauma Sexual

“En ese momento, no estaba realmente segura de lo que esto significaba para mi vida. Simplemente escuché todo lo que lxs médicxs me decían… Si es que siquiera se molestaban en decirme algo, o escucharme en absoluto”, revela. Lara sólo se llevó del consultorio médico una respuesta displicente, y ninguna solución.

Un par de años después de sus diagnósticos originales, Lara consiguió un trabajo como redactora en BuzzFeed. Tuvo la suerte de tener editorxs que le permitieron elegir sus propios temas para escribir… tal vez haya algún tipo de equilibrio kármico en el universo.

“Estaba luchando mucho con mis nuevos diagnósticos en ese momento y mi incapacidad para tener sexo con penetración, como mujer heterosexual”, explica.

Si bien la mayoría de sus allegadxs o gente que iba conociendo no sabían qué era la endometriosis, Lara estaba segura de que otras personas la padecían. Entonces decidió publicar una historia sobre su experiencia propia, y el tema en general.

“La respuesta me conmovió porque había tantas personas que parecían estar lidiando con padecimientos similares a los que yo me estaba enfrentando”, recuerda.

Esta reacción la llevó a profundizar en el tema. Tenía una salida para hablar sobre su creciente dolor, y sabía que podría ayudar a otras personas que batallan con esta enfermedad a conectarse en el proceso.

Contenido relacionado: Marihuana y Sexo: ¿Puede el Cannabis Mejorar Nuestra Vida Sexual?

La escritura persistente y consistente sobre el tema en cuestión finalmente le valió a Lara un contrato con St. Martin’s Press. El libro, una colección de ensayos titulada “Problemas de la vagina”, detalla cómo es vivir con estas condiciones y cómo impactan en todas las facetas de la vida de una persona. Se publicará el 6 de octubre de 2020.

Endometriosis y endocannabinoides

Para entender qué rol cumple el cannabis en la historia de Lara, necesitamos retroceder un poco. Volvamos al 2015, cuando Uptown Funk era el hitazo del momento, y más de 50 mujeres salían con sus historias de abuso sobre Bill Cosby.

En ese momento Lara vivía en Los Ángeles, California, y estaba viéndose con alguien que tenía una tarjeta de marihuana medicinal. A pesar de vivir en la tierra del porro, Lara nunca había probado el cannabis. Sin embargo un día, mientras experimentaba “un horrible dolor de endometriosis”, su pareja le sugirió que intentara fumar un buen y clásico porrito, argumentando que si podía ayudarlo a él con sus migrañas podría ayudar con el dolor de Lara.

“No tenía nada que perder, así que lo intenté. Inmediatamente sentí que mi cuerpo se relajaba”, dice ella. “Estaba menos consciente de mi dolor. Me sentí más ligera, más feliz”.

“Y también sentí hambre, una sensación que realmente no había experimentado en mucho tiempo, ya que uno de mis mayores síntomas es sentir náuseas e hinchazón estomacal, que a menudo provocan la incapacidad para comer”.

Contenido relacionado: ‘El Porro me Hace Vomitar’: Alice Moon, Su Misteriosa Enfermedad y el Odio que Recibe por Ella

Después de esa experiencia extremadamente agradable, el siguiente paso fue, obviamente, obtener su propia tarjeta de marihuana medicinal. Y así comenzó el proceso de educación sobre diversos productos y compuestos de cannabis, sus propiedades, sus efectos y sus beneficios.

Ay, qué privilegio disfrutan tan pocas mujeres alrededor del mundo: descubrir el cannabis medicinal y poder adquirirlo legalmente.

“Desde entonces, he usado alguna forma de cannabis todos los días de mi vida, ya sea fumarlo, vapear, dabs, aplicar bálsamos en la parte baja de la espalda y el abdomen, usar sales de baño, comestibles o cápsulas de CBD”, dice Lara. “Confío enormemente en el cannabis para el manejo del dolor, y es la única forma de analgésico que uso”.

Pero Lara no sólo reconoce que su acceso al cannabis es un privilegio. También siente lo mismo por su activismo.

“Tengo la suerte de que, viviendo en California como una mujer blanca, la mayoría de las personas en mi vida entienden mi situación, y no juzgan mi uso diario”, dice ella. “Pero crecí en un pueblo muy pequeño de Indiana donde la marihuana todavía está altamente criminalizada. Así que ha habido algunas personas en mi vida, y las hay hasta el día de hoy, que me han llamado una ‘mala influencia’ o implicado que soy una especie de drogadicta”.

“Pero siempre he encontrado esto extraño, porque supongo que si estuviera tomando cantidades masivas de analgésicos todos los días realmente no se sorprenderían”, agrega, y señala que tiene una receta médica real para la marihuana.

Contenido relacionado: El Sistema Endocannabinoide: Por Qué el Cannabis Afecta Nuestro Cuerpo

“Si tuviera una receta para otro analgésico, ¿me llamarían una mala influencia? Lo dudo. Pero ese tipo de reacción solo me impulsa a hablar más sobre ello. Creo en la capacidad de la marihuana para ayudar a muchas personas con muchas afecciones diferentes”.

View this post on Instagram

march is endometriosis awareness month and this month i’m partnering with @foriawellness to spread the word about this brand that i love! they also happen to be the same brand who makes the suppositories i routinely stick in my vagina and/ or butthole. ⁣ ⁣ i’ve been using these suppositories since foria introduced them and i really can’t recommend them enough. i use them to help with period pain, everyday bullshit endometriosis or IC/pelvic pain, and i also put one in when i’m preparing to be intimate because not only do they help reduce pain with orgasm, they also make my pussy taste like cocoa butter! i do love that for me. ⁣ ⁣ i know these aren’t cheap. but the good news is that foria is giving away 1,000 4-packs of these suppositories this month specifically to those who live with endometriosis. i’ll post the link to enter in my stories. here’s to less pain and pussies that taste like cocoa butter! ⁣ ⁣ #EndometriosisAwarenessMonth #ForiaWellness

A post shared by Lara (@laraeparker) on

Dicho esto, Lara agrega una nota al pie. El cannabis no es de ninguna manera una droga milagrosa, o una panacea que cura todos los males. Pero sí la ayuda a ella y a muchas otras personas que conoce.

 “Creo que cada persona debería tener la oportunidad de probar el cannabis y ver por sí misma si es para ella. No debe ser criminalizado”, dice Lara, pidiendo la legalización federal y la eliminación de antecedentes penales.

“La marihuana es mi medicina, y punto. Realmente no puedo imaginar mi vida sin ella, y no quiero hacerlo. Imaginar una vida sin cannabis me produce mucha ansiedad. No podría tener una gran vida sexual sin él, ya que los orgasmos pueden ser dolorosos para mí debido a mis afecciones: el lubricante imbuido con cannabis me ayuda. No podría comer sin la ayuda de CBD o THC puro, porque siempre tengo náuseas”.

Productos de marihuana para la endometriosis

Finalmente, Lara Parker compartió algunas ideas sobre algunos de los mejores tipos de productos de marihuana para ayudar con el dolor de la endometriosis.

En días de dolor insoportable, lo más fácil para ella es fumar un porrito de índica pre-armado. Le proporciona alivio y a menudo la ayuda a conciliar el sueño, lo que realmente la ayuda a lidiar con la situación de manera efectiva.

Contenido relacionado: Bienestar Sexual y Cannabis: un Mercado Naciente

“Los porros pre-armados son lo más fácil para mí porque en días realmente malos, picar mi propia flor para la pipa, o preparar mis dabs, me es muy difícil cuando ni siquiera puedo salir de la cama”, explica. “Siempre mantengo una porrito pre-armado junto a mi cama y sofá en caso de que me duela repentinamente”.

Para el uso diario, Lara depende en gran medida de las cápsulas de CBD. Toma alrededor de ocho cápsulas (que contienen de 25 a 30 mg de CBD cada una) por día cuando está en el trabajo, y agrega bálsamos de THC, los cuales frota en la parte baja de la espalda y el abdomen para aliviar el dolor adicional.

En los días de dolor intenso, aquellos en los que no está postrada en cama pero aún se siente “horrible”, hace dabs o consume comestibles.

Después del trabajo, cuando ya el dolor se extiende por todo el cuerpo, recurre a las bombas o sales de baño en una bañadera caliente.

“Es el cielo”, comenta.

Finalmente, menciona los supositorios vaginales de CBD y THC. “Utilizo mucho lubricante de THC y CBD, no solo durante la intimidad, sino también en el día a día para mi dolor vulvar”, concluye.

¿Tienes preguntas? Sigue a Lara en Instagram @laraeparker.

Todas las fotos por Jon Premosch, excepto la de remera verde, que fue tomada por Mary Costa. Cortesía de Lara Parker.

Vía Forbes, traducido por El Planteo.

Javier Hasse

ACERCA DEL AUTOR

Javier, el co-fundador y CEO de El Planteo, es un escritor especializado en cannabis, cáñamo, CBD y psicodélicos. Actualmente se desempeña también como Director Ejecutivo en Benzinga Cannabis, una empresa de medios y eventos en los Estados Unidos, enfocada en cannabis, cáñamo, y psicodélicos manejando un equipo de más de 35 personas.

Su libro “Start Your Own Cannabis Business,” publicado en mercados angloparlantes por Entrepreneur Media, llegó al primer puesto de “Best Seller” en Amazon.

Como reportero premiado, ha publicado más de 4,900 artículos en medios masivos incluyendo Forbes, CNBC, Playboy, CNN, MSN, UOL, Entrepreneur Magazine, Yahoo Finance, MarketWatch, Houston Chronicle, The Street, Nasdaq, Yahoo, Morningstar, Benzinga, MERRY JANE, High Times, Leafly, DOPE Magazine, etc.

Javier también rankea en numerosas tablas Billboard por su participación en discos con RZA e Inspectah Deck de Wu-Tang Clan, Twista, Lil Windex, Riff Raff, Cyhi The Prynce, Yung Bleu, DJ Whoo Kid, Jonathan Hay, y otros.

También puede interesarte

cannabis medicinal argentina
cannabis argentina
mecha
https://elplanteo.com/sitepanel/wp-content/uploads/2020/10/CCC-October-Ad-728x90-1.png