flowers and terps

Argentina

Don Rouch, Duki y su Porrito: Conocé a Mau Lamonica de Flowers and Terps, el Cultivador de las Estrellas

Don Rouch, Duki y su Porrito: Conocé a Mau Lamonica de Flowers and Terps, el Cultivador de las Estrellas

✍ 28 August, 2023 - 12:05

Quienes conocen a Flowers and Terps saben que se trata de un club cannábico con un proceso de gestación bastante meticuloso. El espacio cuenta con diferentes instancias de selección para brindar a sus clientes la flor más preciada y el producto más eficiente posible.

Esto se debe a que sus cultivadores trabajan las genéticas con mucho cuidado y atención, como debe ser un verdadero oficio de artesano. Incluso la obra de su dueño, Mau Lamonica, fue apadrinada por el mismísimo Don Rouch, el joyero del trap argentino, quien calificó a su producción como “una verdadera obra de arte”.

Contenido relacionado: Una Entrevista con 0800 Don Rouch, el Joyero del Trap Argentino

Don Rouch fue el que me defendió, el que me dio el lugar, el que se refirió a mí como un artista. Eso habla de la grandeza de uno. Porque no todo el mundo se pone contento por el logro de sus amigos. No solamente tiene un compromiso con su marca, sino con su gente”, cuenta con mucho orgullo el cultivador estrella.

De hecho, Don Rouch utilizó un cogollo de Mau como molde para una joya. De nuevo, por si hiciera falta: ¡¡¡un cogollo suyo es una joya exclusiva de Don Rouch!!!

Anillo Fancy Don Rouch

La marihuana, un abrazo

La popularidad de Flowers and Terps elevó su prestigio hasta convertirla en una verdadera empresa, motivo por el cual Mau se propuso implementar un plan para darle una identidad sólida a su marca.

Contenido relacionado: Hablamos con DT.Bilardo, Productor de L-Gante y As del Marketing, Cuenta el Secreto Detrás del Éxito de la Cumbia 420

“La idea es hacer algo un poco más privado, más selecto y laburando con gente que nosotros consideramos que vale la pena asociarse. Queremos tener como representantes a gente que esté metida en la música, en los medios, y que tome como bandera todo lo que tiene que ver con la lucha de la legalización”.

Pero hay una historia de origen detrás de semejante proyecto.

El vínculo de Mau con el cultivo se remonta a sus primeros años como adolescente, cuando le cayó la ficha de que el matrimonio entre sus padres se había terminado.

La marihuana fue el abrazo que necesité cuando mis viejos se estaban separando. Siempre la conocí desde un lugar que a mí me trajo tranquilidad, paz y serenidad. Estados que de manera natural me cuesta encontrar”.

Energía positiva y una mente sana

Dice que a sus 36 años ya se pasó la mitad de su vida cultivando, siempre en búsqueda de la genética perfecta, pero que el acceso a la marihuana marcó el verdadero quiebre para que el negocio abra sus puertas.

A veces terminábamos en la villa para comprar prensado. Íbamos a lugares que no estaban tan copados y ese trato con el que te vendía la hierba no era como ahora. Parecía una transacción con un narcotraficante preocupado de que se sepa lo que estaba haciendo. Y, por otro lado, uno también iba con miedo porque no sabía lo que se iba a encontrar”.

Contenido relacionado: A 14 años del Fallo ‘Arriola’ ¿Cómo Evolucionaron las Políticas de Drogas en Argentina?

Y sigue: “Nosotros no somos narcos, no estamos atrás de la locura que puede traer la cocaína u otro tipo de drogas. Yo intento que cuando la gente se nos acerca el trato sea cálido. Que se sientan cómodos, que haya una energía linda en el aire. Hace 15 o 20 años atrás todo era más oscuro”.

Mau Lamonica

La amistad

Pero la semilla que hizo crecer a Mau en esta movida viene por una historia más personal que su relación con el porro. Más profunda, si se quiere, y que viene atada a una amistad que lo marcó para siempre.

El fruto de toda esta locura tiene que ver con uno de mis mejores amigos, el que me enseñó a cultivar. El loco tenía exteriores monstruosos con tachos de aceite de 200 litros que yo le sacaba a mi viejo del taller para hacer macetas. Ese amigo mío hace 7 años se suicidó. Muchos creen que esa ausencia es la relación que hoy tengo con las plantas. Él fue el que me motivó”, relata un Mau emocionado.

Artesanal pero top

Entre las diferentes responsabilidades que le toca afrontar en su profesión, Mau resalta el costado medicinal del cannabis como otro de los ámbitos que le tocó experimentar con mucha responsabilidad.

Yo puedo estar muy capacitado pero no puede ser el trabajo del cultivador hacer el aceite y la crema. Yo estoy para ofrecer un producto de calidad internacional. A un tipo que quiere venir a conseguir una crema con calidad de un laboratorio o con la preparación adecuada. Una primera instancia tiene que ser prueba y error. Pero no creo que sea algo que a mí me corresponda. Por eso tratamos de hacerlo de la manera más prolija posible”.

Contenido relacionado: Para Más Placer: Conocé la PYME Argentina Con Productos de Cannabis Autorizados por ANMAT

Para Mau la atención y el cuidado de la hierba que producen es todo.

“Tenemos recursos más limitados que la gente que está afuera, pero tenemos la posibilidad de hacer algo mucho más artesanal. Porque la gente de afuera está haciendo todo a gran escala y se pierde el laburo de las manos. No se nos tiene que caer el ego por copiar a los tipos que hacen las cosas bien”.

Embajadores 420

Claro que, en todo este tiempo, también encontró palos en la rueda, motivo por el cual le preocupa lo que pueda pasar a futuro en cuanto a las leyes que protegen al cultivo y a sus productores.

Como cultivador te digo que es muy importante saber quiénes son las personas que nos van a representar. Quiénes van a ser nuestros embajadores. Porque si tenemos un cachivache, no somos ejemplo de nada. La marihuana es un tema tabú que va a durar muchos años”.

mau lamonica flowers and terps

¿Y qué estrategia considera el mismísimo artista cannabico que sería ideal para cambiar el rumbo del cultivo tal como lo conocemos actualmente?

Siempre cuento un chiste de cómo resolvería el problema entre la política y la marihuana. Que nos den la cantidad de hectáreas que ellos tengan vacías y que nos permitan a un grupo grande de cultivadores trabajar esas tierras con un montón de empleados con mano de obra capacitada. De manera que, además, le estás dando laburo a un montón de gente. Y que toda esa hierba sea un producto de calidad, de siete puntos para arriba para el mercado local. Si hacemos eso yo te puedo asegurar que en un año devolvemos la guita al FMI”.

Los clientes, unos amigos

A la hora de hablar de los clientes predilectos de Flowers and Terps, Mau no duda en nombrar al Duki como la figura estrella dentro de su comunidad. El músico se llevó de gira a su cultivador de confianza en varias oportunidades, y Mau reconoce que aquello que los une es ante todo la amistad.

Contenido relacionado: Dillom, a Cajón Abierto: la Entrevista Más Íntima del Rapero

A los chicos como el Duki los idolatro porque se rompen el lomo laburando y además tengo la suerte de que son amigos. La hierba conecta y une. Tuve la suerte de estar en Barcelona de gira con el Duki, compartiendo los shows desde el escenario y también en camarines. Eso es como el bonus track de todo lo que me hubiera imaginado. Ver cómo ese loco transforma toda su energía en un recital. Eso es lo que me queda de la experiencia, porque uno termina conociendo la parte más humana y no el personaje”.

flowers and terps

También marca una diferencia importante entre lo que pueda comunicar un político a través del canabbis y lo que transmite un artista de la talla del Duki.

Cuando el Duki habla del porro es más real, más espontáneo. Alguien que no está en contacto con la marihuana no puede hablar del tema. Puede dar su opinión pero para tener la empatía que tiene alguien que la cultiva es un camino que no pasa por tener una suculenta en tu casa. Hay niveles, hay realidades, hay formas de hacerlo”.

Duki y churro

Habiendo conocido la vida del artista detrás del escenario, Mau le contó al Planteo sobre la conexión entre el Duki y el porro, una relación que va más allá del placer recreativo de la planta.

Contenido relacionado: Entrevista Exclusiva a Duki: ‘Me Regalan Porro para Vérmelo Fumar’

“El faso lo motiva, lo conecta. Cuando tenés esa calidad de vida no podés ir al supermercado o comer en un restaurant tranquilo. La hierba es una musa. Los complementa. El cerebro, la creatividad y la magia son de ellos. Pero la hierba es esa chispa inicial a la hora de hacer un fogón. Los aleja de toda la mierda que los rodea y además se ponen en modo creativo. Fijate cómo evolucionó la música, las letras, el sonido la calidad de los shows. Y cómo se lo toman. Eso es lo que quiero que se vea con nuestro cultivo”.

Siendo padre de dos chicos, ¿te toca bancarte prejuicios respecto a tu profesión y tu costado paternal?

—Saben qué hago y de qué manera. Más allá de los prejuicios que pueda haber hoy alrededor de todo eso, yo me siento bastante contenido por mi familia, mis hijos. Quiero que el día de mañana entiendan que el padre no era un loco que solamente quería tener porro y relacionarse con gente de la música. Que sepan que su viejo lo dio todo para que cualquiera que está involucrado con la cultura cannábica y quiera dedicarse a esto pueda hacerlo en un ambiente tranquilo.

Fotos del cultivo de Flowers and Terps, cortesía de Mau Lamonica.

Más contenido de El Planteo:

¿Tienes ideas o comentarios? Puedes contactarnos en info@elplanteo.com

Síguenos en Instagram, Facebook y Twitter.



Todo el material compartido por ElPlanteo.com tiene fines únicamente periodísticos e informativos.

Enrique D. Fernández

ACERCA DEL AUTOR

Enrique D. Fernández cursó la carrera de Comunicación Social en la Universidad Nacional de La Matanza (UNLaM). Se destacó como conductor y columnista para diferentes programas radiales y podcasts. Supo formar parte de los sitios A Sala Llena y Metacultura como redactor de críticas y análisis sobre cine. También escribió artículos para las revistas Haciendo Cine, Cine Fantástico y Bizarro y Mavirock. Actualmente integra el staff de Revista Replay donde realiza investigaciones y notas dedicadas a la cultura gamer. También colabora con la editorial Cuarto Menguante participando en la publicación de libros abocados al cine de género.

También puede interesarte