milanga man

Argentina

Se Hizo Viral Comiendo una Mila de Madera y se Gana la Vida como Experto en Milangas: Conocé al Hombre Milanesa

Por Hernán Panessi

Se Hizo Viral Comiendo una Mila de Madera y se Gana la Vida como Experto en Milangas: Conocé al Hombre Milanesa

✍ 22 March, 2024 - 12:05


¡No te pierdas ni una noticia! Suscríbete a nuestra newsletter GRATUITA y súmate a nuestro canal de Telegram o canal de WhatsApp.

Anuncia en El Planteo, el medio cannábico más leído en el mundo de habla hispana.

Síguenos en redes sociales para más contenido exclusivo: Instagram // Facebook // Twitter


No hay nadie en el planeta que no enloquezca con unas buenas milanesas. Las hay fritas, al horno, napolitanas, de pollo, de carne vacuna, de filet de merluza, a la fugazzeta, a la suiza, a los cuatro quesos, en sánguche, al plato, rebozadas con panko o con pan rallado, de berenjena, de soja y hasta de madera.

De hecho, para ensanchar el pecho de orgullo, el sitio especializado Taste Atlas, muy proclive a destacar la culinaria criolla, eligió a la milanesa argentina entre las 15 mejores comidas típicas del mundo.

Contenido relacionado: Comer Cáñamo, una Serie: del Campo a la Mesa (Episodio I)

Y en el tendal de variedades, la milanesa, manjar de los dioses, se destaca por su textura crujiente, por su sabor y, fundamentalmente, por su versatilidad. Incluso, estirando hasta el extremo su voluntad por la innovación, el influencer gastronómico Milanga Man se hizo viral preparando una milanesa de madera.

Milanesa de árbol de yacaratiá

Por caso, la célebre milanesa de madera se prepara con madera del árbol yacaratiá, que crece en la zona de Misiones y que, aquí un detalle valioso, se consume desde la época prehispánica.

“Cuenta la leyenda que se encontró un documento de los jesuitas donde hacían mención sobre este árbol. Y, bueno, lo fueron desarrollando y hoy en día es comestible. Incluso, hasta se hace helado con esa madera”, cuenta Nicolás Lucas, conocido en las redes como Milanga Man.

Así, después de echarle mano a caramelos, mermeladas, alfajores y dulces, se juntó con el influencer Guido, de Pasaporte Foodie, quien ya venía coqueteando con la madera, y dijeron “es por acá”.

Consiguieron la madera comestible de los bosques nativos de Misiones y, al principio, Nico no tenía idea de cómo proceder: “Yo tenía las mismas dudas que tienen todos. No sabía ni cómo iba a salir, ni qué gusto iba a tener. Pero si yo no te digo que es madera, vos lo vas a comer como algo normal. No voy a decir que es súper rica, pero es comestible. Es súper fibrosa y, como tiene un almíbar, es dulce”.

Entonces, manos a la obra: ajo, perejil, huevo, sal, pimienta, pan rallado y a freír. “No tiene el sabor propio de la madera, sino que sabe bastante neutra. Digamos que no tiene sabor”, reconoce.

Contenido relacionado: Un Festival Honra al Choripán Vegano: Carne Vegetal, Diferencias con el ‘Chori Veggie’ y Polémicas Varias

Milanesas raras

Ahora bien, siendo un experto en milanesas, ¿esa fue la más rara que probó? No, hubo otras, como por ejemplo la milanesa de llama de Jujuy o la milanesa de ciervo de Neuquén.

“Sé que por allá es muy común pero yo soy de Buenos Aires y acá no es muy común comer llama o ciervo. También comí milanesa de matambre”.

Contenido relacionado: Comer Cáñamo, Una Serie: De la Mesa a la Panza (Episodio II)

¿Y se podrá hacer milanesa de o con cannabis?

—No estoy muy interiorizado en el tema, pero tengo colegas que preparan comidas cannábicas. Sé que hacen hamburguesas pero no sabría decir si hicieron milanesas.

La historia de la milanesa napolitana

Tras renunciar a su anterior trabajo, Nicolás comenzó con Milanga Man para ejercitar su mente y pulir su escritura escribiendo reseñas milanesísticas. “Toda la vida la gente me cargó porque siempre comí milanesas”, reconoce. Así, poco a poco su contenido fue mutando, tomando forma y terminó profundizando sus conocimientos en cocina.

“No descubro nada si digo que los extranjeros se vuelven locos con nuestra carne. Cuando descubren que existe la milanesa de bife de chorizo les explota la mente”, cuenta el Milanga Man, con sus casi 200.000 seguidores en Instagram.

¿Por qué gustan tanto las milas? Bueno, porque es una comida súper rica (¿o no?), porque es una comida noble (se empana casi cualquier cosa y chau) y porque comprime un factor nostálgico (nos llevan al sabor de la cocina de madres y abuelas, a la niñez).

“Creo que la que más nos gusta es la napolitana. Hice varias encuestas en mis redes y la mayoría de la gente responde eso. Igual, hay que decir que la milanesa no es un invento argentino. Viene de Italia. Algunos te van a decir que viene de Austria, pero no. Acá, nosotros tomamos la napolitana como la nuestra, porque es un invento argentino. No viene de Nápoles, ni tiene nada que ver”, tira.

Contenido relacionado: Cinco Lugares Realmente Increíbles para Bajonear en Buenos Aires

Y sigue: “Se dice que frente al Luna Park había un bodegón que era del señor Nápoli. Y, ahí, había un señor que siempre comía milanesas. Un día, ese cliente pidió una milanesa, al cocinero se le quemó y, para camuflarla, le tiró queso y tomate encima. Ahí surgió la milanesa napolitana, en honor al bodegón de Nápoli. Algunos dicen que la historia es mentira, pero yo elijo creer”.

Dónde comer la mejor milanesa de Buenos Aires

Y en una ciudad como Buenos Aires, con una historia gastronómica tan robusta y nutrida, ¿dónde se puede comer la mejor? “Es una respuesta subjetiva pero para mí está en Don Ignacio, en el barrio de Almagro. Es un bodegón exclusivo de milanesas, con más de 40 variedades. Yo suelo recomendar la clásica, la de nalga: no falla. También me gusta la milanesa de bife de chorizo de La Miralla, en el barrio de Lugano”.

Así las cosas, una de las grietas más profundas que se yerguen sobre el universo milanesístico tiene que ver con la preferencia entre la milanesa frita o al horno. En ese sentido, Milanga Man las prefiere fritas. Aunque, dice, “hay restaurantes que no tienen freidoras y hacen todo al horno y quedan muy buenas”.

Y cierra: “La milanesa es tan noble que podés hacer infinitas cosas. El argentino todo lo hace milanesa. A veces me dicen ‘che, ¿para cuándo la milanesa de plástico?’ Y, bueno, cuando sea comestible, la hago”.

Más contenido de El Planteo:

¿Tienes ideas o comentarios? Puedes contactarnos en info@elplanteo.com

Síguenos en Instagram, Facebook y Twitter.



Todo el material compartido por ElPlanteo.com tiene fines únicamente periodísticos e informativos.

ACERCA DEL AUTOR

Hernán Panessi, editor periodístico en El Planteo, es un periodista especializado en cultura joven. Escribe en las revistas InfoTechnology, Rolling Stone, THC y Lento. Además, en Página/12, El Planeta Urbano, El Cronista y en el periódico uruguayo La Diaria. Colaboró para Revista Ñ, Clarín, La Nación, La Cosa, Playboy, Haciendo Cine, Billboard, Los Inrockuptibles, Forbes, VICEBenzinga, High Times y Yahoo, entre otros.

Hernán escribió los libros Porno Argento! Historia del cine nacional Triple X, Periodismo pop, Una puerta que se abre y Rock en Español. Fue docente en el Centro Cultural Rojas (UBA) donde dictó talleres de periodismo. Además, es programador de la sección VHS del Festival Internacional de Cine de Valdivia, en Chile.

Conduce FAN, programa periodístico sobre cultura, sociedad y vida moderna. Por su parte, también condujo en las FM Delta 90.3 y Nacional Rock 93.7. Asimismo, fue columnista en La Once Diez y Metro 95.1.