meditación marihuana

Cannabis

Cómo el Cannabis me Ayudó a Meditar

Por El Planteo

Cómo el Cannabis me Ayudó a Meditar

✍ 29 septiembre, 2020 - 11:10

No soy un monje budista ni un psicólogo occidental. Tampoco he pasado mi tiempo estudiando los beneficios neurológicos de la meditación, ni he vivido días en estado de trance en un monasterio Zen. No pretendo ofrecer ninguna experiencia autorizada sobre la práctica de la meditación antigua.

Contenido relacionado: Muerte del Ego: Renacer con Psicodélicos

Sin embargo, el hecho de que no sea un experto no significa que no me haya beneficiado enormemente de la meditación. Mi viaje comenzó hace dos años, cuando comencé a practicar una meditación de mantra muy simple. Lo que comenzó con 20 minutos al día se convirtió en una práctica profundamente transformadora, que me permitió superar mi ansiedad y depresión.

Entonces, aunque no intentaré ofrecer verdades objetivas sobre la meditación, puedo contar cómo cambió mi vida y el importante papel que jugó la marihuana en mi viaje.

Flowertown Cómo me ayudó el cannabis a comprender la meditación

Empezando

Antes de entrar en la meditación, me parecía una cosa extraña, abstracta y esotérica reservada a lxs monjes tibetanxs: demasiado compleja o profunda para que un occidental, con poco conocimiento de las religiones orientales, pudiera comprenderla. Así que nunca me molesté en aprender más.

Contenido relacionado: Cómo la Comunidad Psicodélica Puede Crear un Mundo Mejor

No fue hasta que comencé a sufrir ataques de ansiedad y depresión que me sentí obligado a investigar la meditación como un remedio potencial para mis problemas de salud mental.

Después de ver algunos tutoriales básicos de YouTube, encontré un punto de entrada a la práctica: una meditación de mantra. Me sorprendió lo simple que era. Éstas fueron las instrucciones básicas:

  • Siéntate cómodamente con la espalda recta para asegurarte de no cansarte.
  • Cierra tus ojos
  • Inhala profundamente, concentrándote en la respiración.
  • Exhala profunda y silenciosamente pensando en el mantra.
  • Repite durante 20 minutos, al menos una vez al día.

¿Qué es un mantra?

Básicamente, el mantra es una palabra o frase que repites para evitar ser absorbidx por un patrón de pensamiento involuntario. Para mí, el mantra sirvió de ancla.

Mientras que a algunxs les gusta meditar con un mantra que signifique algo para ellxs (como amor o paz), el que comencé a usar era una palabra sin sentido alguno para mí, pronunciada “shiring“. Conocí este mantra gracias a un amigo, que lo había recibido de un gurú de medicación trascendental. Por supuesto, podría haber sido cualquier palabra.

Contenido relacionado: Las Personas con Depresión son más Propensas a Consumir Cannabis, Según un Estudio

Mientras mi mente vagaba, llena de pensamientos aleatorios, seguí repitiendo en silencio el mantra para romper mis patrones de pensamientos involuntarios y anclarme en el momento presente.

A través de esta simple práctica, en lugar de ser consumido por mi corriente de conciencia, comencé a observarla. Comencé a comprender mis patrones de pensamiento y cómo funcionaba mi mente, lo que resultó en una respuesta menos emocional de mi mente pensante (mi ego), incluso cuando no estaba meditando. Por supuesto, los pensamientos aparecían en mi cabeza, pero en lugar de seguirlos como estaba acostumbrado a hacer, comencé la práctica de romper los patrones de pensamiento involuntario por primera vez en mi vida.

Flowertown Cómo me ayudó el cannabis a comprender la meditación

Simple, no fácil

El hecho de que la meditación sea una práctica sencilla no significa que sea fácil. Disfrutar de sus profundos beneficios lleva tiempo. Para mí, pasar los primeros meses fue terriblemente aburrido, incluso doloroso a veces.

Desafortunadamente, creo que la meditación es más difícil que nunca, y es probable que se vuelva más difícil para las generaciones futuras.

¿Por qué?

Debido a la abundancia de tecnología disponible, nunca hemos sido más adictxs al mundo material. Estamos tan condicionadxs para perseguir los estímulos (comida, sexo, redes sociales, Netflix, viajes) que hemos perdido la capacidad de quedarnos quietxs.

Contenido relacionado: Soberanía de los Estados Mentales: una Aproximación a Byung Chul Han

Las comodidades instantáneas que ofrece la tecnología moderna han alimentado tanto nuestros deseos (adicciones) como el volumen de esa voz en nuestra cabeza a proporciones sin precedentes.

Por lo tanto, una práctica que priva a nuestra mente de lo que más desea, que es más estímulo, va en contra de nuestro condicionamiento. Para muchxs, estar en soledad y tratar de no pensar es lo último que quieren hacer. A menudo escucho a personas inventando excusas como: “no tengo la mente adecuada para la meditación”.

Bueno, por supuesto que no.

Entender su valor

No fue hasta que leí El poder del ahora de Eckhart Tolle que realmente comencé a contextualizar el valor y la importancia de la meditación en la sociedad occidental contemporánea.

Lo que realmente me resonó fueron las definiciones de Tolle sobre placer versus alegría. Tolle cree que el placer se deriva de un estímulo externo, mientras que la alegría proviene del interior.

El placer, escribe, opera en un ciclo de placer/dolor. No se puede tener placer sin dolor, ni dolor sin placer.

Lo que te trae placer hoy te traerá dolor mañana, incluso si es simplemente la ausencia de ese placer. Es un juego sin ganancias. La alegría, por otro lado, viene de adentro.

Tolle cree que todxs tenemos una cantidad ilimitada, si tan solo pudiéramos encontrarla.

Pero, ¿dónde está?

Contenido relacionado: El Capitalismo Consciente es una Coartada y una Disculpa por Nuestro Paradigma Existente

Debido a que muchxs de nosotrxs nos hemos convertido en víctimas de un sistema capitalista, que tiene como objetivo monetizar cada uno de nuestros pensamientos, pasamos por nuestras vidas buscando placer y evitando el dolor. Y en esta búsqueda interminable de gratificación instantánea, estamos totalmente alejados de la idea de encontrar la alegría y la paz internas sobre las que escribe Tolle.

Al privarnos temporalmente de una corriente interminable de estímulos, la meditación permite entrar en estados más profundos de conciencia, donde es posible encontrar la alegría.

Cannabis como herramienta

Quizás estés pensando, “¿Qué tiene que ver el cannabis con todo esto? ¿No es sólo otra tentación placentera? ¿No son sólo otras distracciones externas que nos impedirán acceder a esta alegría?”.

Mi respuesta es: .

Sin embargo, aunque creo que el uso excesivo de cannabis puede convertirse en una experiencia que ofrece poco o ningún retorno espiritual, si se usa correctamente, puede ser un poderoso aliado. De todos modos, lo fue para mí.

Después de tres meses de meditación, estaba casi listo para rendirme. Había sentido algunos beneficios, pero nada serio. Nada que justifique el tiempo que pasé meditando, ni el aburrimiento que experimenté mientras lo sufría día a día.

No fue hasta que intenté meditar con un ligero subidón de THC que experimenté un avance por primera vez.

Contenido relacionado: Integración Psicodélica: Cómo Encontrarle el Sentido a tu Viaje Psicodélico

Al principio, parecía más difícil concentrarse. Mi mente estaba dando vueltas como lo hace normalmente cuando consumo THC. Sin embargo, después de unos minutos de haber consumido marihuana, algo me permitió sumergirme en la meditación más profunda que jamás había experimentado. Por primera vez, vislumbré mi alegría interior: “la alegría de ser”, como la llama Tolle.

Medita, no te mediques

En un mundo ideal, la gente debería poder comenzar a meditar sin el uso de ninguna sustancia. Tendrían la diligencia y la paciencia para superar el comienzo, a veces doloroso, de una práctica de meditación. Perseverarían hasta hacer propia la práctica, dejándola transformar cada faceta de sus vidas.

La meditación reemplazaría a la medicación como remedio principal para los niveles crecientes de ansiedad, depresión y suicidios que estamos viendo en los países desarrollados de todo el mundo. Desafortunadamente, este escenario es poco probable.

Cuanto más nos sumerjamos en los placeres materiales de la era de la información, más difícil será para las personas tener tanto la paciencia como el tiempo para experimentar los profundos beneficios de la meditación. ¿Y la solución que se nos ofrece cuál es? Medicamentos recetados, que, en mi opinión, son una solución material a un problema material.

Entonces, aunque no tolere el uso habitual de marihuana para la meditación, estoy totalmente a favor de que sea una herramienta para ayudar a las personas a comenzar con su práctica. Es un aliado natural que puede ayudar a las personas a relajarse, neutralizando los placeres casi ineludibles de la sociedad contemporánea.

Contenido relacionado: ¿Se Puede Tratar la Ansiedad y el Estrés con Marihuana?

Quizás, con más investigación, podamos comprender mejor cómo es que la marihuana me ayuda tanto en mis prácticas de meditación.

Tal vez incluso podríamos cultivar ciertas cepas de marihuana para usar en rituales de meditación, diseñadas para brindar a las personas la paciencia necesaria para vislumbrar los infinitos beneficios de esta práctica. Quizás podríamos acelerar el proceso y ayudar a las personas antes de que se desanimen y dejen de intentar encontrar esa paz interior y esa alegría.

Esto es más o menos lo que me pasó a mí, y cómo la marihuana combinada con la meditación me ayudó en el proceso. Sin embargo, creo que también puede ayudar a otrxs.

Artículo original vía FlowerTown

Vía Benzinga, traducido por El Planteo.

Foto por Dingzeyu Li vía Unsplash

El Planteo Logo Negro

ACERCA DEL AUTOR

El equipo de El Planteo. Información madura para un mundo verde.

También puede interesarte

utuguay exportación cannabis
Playboy Marihuana
DAMN!
inhaladores marihuana