ENG 🇬🇧
prisión marihuana

Cannabis

¿Por Qué Hay Tanta Gente en Prisión por Marihuana Aún Donde Es Legal?

Por Weedmaps

¿Por Qué Hay Tanta Gente en Prisión por Marihuana Aún Donde Es Legal?

✍ 19 febrero, 2021 - 08:47

En Estados Unidos, mientras que los dispensarios de Michigan ingresan colectivamente millones de dólares cada mes, Michael Thompson está cumpliendo una cadena perpetua de facto en el mismo estado, por la misma razón: vender cannabis.

Contenido relacionado: Los Hijos de Bob Marley y su Proyecto para Liberar a Presos por Marihuana

Mientras el país se enfrenta a una pandemia mundial y a protestas nacionales contra la brutalidad policial y el racismo sistémico, el cannabis sigue estando en primera línea de la conversación cultural y política. El cannabis fue considerado un negocio esencial por casi todos los estados con un mercado de uso medicinal o recreativo durante la pandemia. Sin embargo, su criminalización dio lugar a la detención de millones de estadounidenses, con individuos negros arrestados en tasas significativamente más altas que sus homólogos blancos.

public opinion of legalizing marijuana graph

Gráfico de la opinión pública sobre la legalización de la marihuana. Gráfico: Jaclyn Sears

La mayoría de la población de EEUU reside en estados con cannabis medicinal o de uso adulto legalizado. Además, más de dos tercios de lxs estadounidenses apoyan la legalización. Estamos a pasos agigantados de los días de la Reefer Madness y de la campaña Just Say No de Nancy Reagan. Sin embargo, miles de personas están actualmente en la cárcel o en prisión por delitos relacionados con la marihuana. Sólo en el 2018, más de 660.000 personas fueron arrestadas por cannabis.

Se prevé que el gasto en cannabis legal en Estados Unidos alcance más de USD 16.000 millones en 2020. Además, la industria es responsable de la creación de casi 340.000 puestos de trabajo. Si el cannabis es una industria legal y multimillonaria, e incluso se considera un negocio esencial junto a las farmacias y las tiendas de comestibles, entonces ¿por qué se sigue arrestando y encerrando a tantas personas por él? ¿Por qué se permite que algunxs se beneficien de la industria de la marihuana mientras que Michael Thompson es considerado un criminal que merece pasar el resto de su vida en prisión?

Contenido relacionado: EEUU: Cámara Baja del Congreso Aprueba Despenalizacion de Cannabis, Expugnación de Crímenes

La respuesta sencilla es que el cannabis sigue siendo ilegal a nivel federal, y muchos estados no han aprobado leyes de despenalización. Tampoco hay ninguna ley federal que exija la limpieza de los registros de lxs condenadxs por algo que ya no es un delito, lo que se conoce como reparación retroactiva. Sin embargo, el sistema de justicia penal de Estados Unidos no tiene nada de sencillo, y la respuesta es mucho más complicada.

¿Cómo llegamos a este punto?

Una historia muy breve de la Guerra contra las Drogas y la criminalización del cannabis

Aunque las políticas antidroga se remontan a principios del siglo XX, la Guerra contra las Drogas que contribuyó al estado actual de encarcelamiento masivo en los Estados Unidos comenzó en la década del ’70 bajo la administración de Nixon. En 1971, el presidente Nixon declaró que las drogas eran el “enemigo público número uno”, sentando las bases para una nueva era de políticas de drogas de mano dura. Si bien la demonización de las drogas y sus consumidores comenzó antes, se exacerbó durante los gobiernos de Reagan y Clinton; y permitió la introducción de sentencias mínimas obligatorias, políticas de tolerancia cero y leyes de tres strikes.

people imprisoned for drug offenses graph

Personas encarceladas por delitos de drogas. Gráfico: Jaclyn Sears

El número de personas en instituciones estatales y federales aumentó de unas 196.000 en 1970 a 2,3 millones en el 2020. Por delitos de drogas, el número de personas encarceladas pasó de más de 40.000 en la década de 1980 a 452.000 en el 2017. Según la Prison Policy Initiative, Estados Unidos tiene la tasa de encarcelamiento más alta del mundo, con más de 2,3 millones de personas recluidas actualmente en centros penitenciarios de todo el país.

La cuasi legalidad del cannabis

Aunque el cannabis es legal para uso adulto en 11 estados y para el uso medicinal en 33 estados, el gobierno federal todavía lo clasifica como una sustancia ilegal de la Lista I, junto con la heroína. Debido a su estatus de ilegalidad a nivel federal, los delitos relacionados con el cannabis conllevan graves penas. La primera vez que se comete un delito de posesión de marihuana puede dar lugar a una pena de delito menor, con prisión de hasta un año y una multa de USD 1.000. Para los reincidentes, la pena aumenta a una condena por delito grave: hasta dos años de prisión y una multa de USD 2.500. En el caso de que se sorprenda a alguien vendiendo o cultivando marihuana, las penas federales aumentan drásticamente en gravedad. De hecho, suelen dar lugar a una condena por delito grave y a un tiempo de prisión obligatorio.

Contenido relacionado: Elecciones EEUU 2020: ¿Dónde se Legalizó la Marihuana?

Veintisiete estados y el Distrito de Columbia han tomado medidas para despenalizar los delitos relacionados con el cannabis. La despenalización del cannabis se produce cuando se eliminan o se reducen significativamente las penas por posesión, consumo y/o venta de bajo nivel. Sin embargo, esto significa que 23 estados siguen imponiendo duras penas por delitos relacionados con el cannabis. Por ejemplo, en Arizona, un estado con algunas de las leyes de cannabis más estrictas del país a pesar de tener un programa medicinal, un simple cargo de posesión puede resultar en una condena por un delito grave de clase 6. Otros ejemplos de delitos graves de clase 6 en Arizona son la conducción bajo los efectos del alcohol, el robo y la resistencia a la autoridad.

Así pues, a pesar de que la legalización del cannabis ha progresado significativamente en la última década, la cuasi legalidad del cannabis ha dado lugar a una situación en la que algunxs están cosechando los beneficios de la industria mientras que miles de personas siguen siendo arrestadas y encarceladas por la misma planta cada año.

El estado actual de la criminalización del cannabis en Estados Unidos

Del 2010 al 2018, hubo casi 6,4 millones de detenciones relacionadas con el cannabis. Esto representa el 47% del total de detenciones por drogas realizadas durante ese tiempo. Solo en el 2018, hubo más de 690.000 detenciones por cannabis, el 89,6% de las cuales fueron por posesión.

También hay disparidades raciales significativas en las tasas de detención de cannabis. Según la ACLU, las personas negras tienen 3,64 veces más probabilidades de ser arrestadas por cannabis que las blancas, a pesar de que ambos grupos consumen en tasas similares. Estas disparidades existen en todos los estados del país. Las personas negras también tienen más probabilidades de recibir sentencias más largas y punitivas que las blancas por delitos similares. Las detenciones por cannabis también pueden suponer la deportación de inmigrantes indocumentadxs. En el 2013, la posesión de cannabis fue la cuarta causa de deportación por motivos relacionados con la delincuencia.

white vs black marijuana possession arrests graph

Gráfico de detenciones por posesión de marihuana de individuos blancos, contra individuos negros. Gráfico: Jaclyn Sears

Contenido relacionado: La Guerra contra las Drogas y sus Orígenes Racistas

Los delitos de drogas representan casi el 21% de la población encarcelada. Sin embargo, sólo una fracción es por cargos relacionados con el cannabis. Mientras que los datos a nivel estatal son difíciles de obtener, los datos federales están más ampliamente disponibles. En el 2019, la Comisión de Sentencias de los Estados Unidos informó que un poco más del 8% de lxs condenadxs por arrestos de drogas fueron por cannabis. De ellxs, la mayoría recibió penas de prisión; y una pequeña cantidad recibió sentencias de libertad condicional.

Un término importante que hay que conocer: ‘reparación retroactiva’

Otra explicación de por qué se sigue deteniendo y encerrando a tanta gente por cannabis es que Estados Unidos es uno de los pocos países que no reconocen automáticamente las medidas paliativas retroactivas. La reparación retroactiva, también conocido como cláusula de clemencia, se produce cuando se aprueba una ley para disminuir o cesar el castigo por un delito. Esta nueva ley beneficia retroactivamente a lxs condenadxs previamente por ese delito.

No existe un reconocimiento automático de la cláusula de clemencia retroactiva a nivel federal. Sin embargo, los gobiernos estatales y locales pueden incluir una disposición que garantice que las nuevas leyes sobre el cannabis se apliquen de forma retroactiva.

En resumen, las personas que se encuentran en una prisión federal por marihuana están allí porque el cannabis sigue siendo clasificado como una sustancia ilegal por el gobierno federal. En el caso de las personas que se encuentran en una prisión estatal o en una cárcel del condado por delitos relacionados con el cannabis, la marihuana o bien (1) no es legal en esa jurisdicción o (2) no existen disposiciones de reparación retroactiva en las leyes estatales sobre la planta.

Las tasas de encarcelamiento son sólo una parte de la historia

Hay algunos casos verdaderamente trágicos e injustos de personas cuyas vidas han sido arruinadas por el encarcelamiento por cannabis. El de Michael Thompson es un ejemplo emblemático. Sin embargo, la mayoría de las detenciones por marihuana no acaban en prisión.

Contenido relacionado: ¿Es Éste el Fin de la Guerra Contra las Drogas?

Aunque inequívocamente nadie debería ser arrestadx o encerradx por el cannabis, los datos muestran que las prisiones y cárceles no están repletas de delincuentes no violentxs relacionados con las drogas. De hecho, 4 de cada 5 personas que están en prisión o en la cárcel están encerradas por causas distintas a los delitos de drogas.

Pero el hecho de que alguien no vaya a la cárcel después de ser detenidx no significa que esté libre de sospecha o que su historial esté limpio. El encarcelamiento no es el único resultado negativo de una detención por cannabis. Para comprender plenamente el alcance de la criminalización del cannabis, es necesario examinar las repercusiones potencialmente perjudiciales a largo plazo que una detención puede tener en la vida de una persona, que son considerables.

Así que mientras la industria del cannabis crece y más personas consumen marihuana por una variedad de razones, es importante entender que muchas personas fueron injustamente atacadas y cumplen sentencias de prisión injustas por una planta de la que muchos actualmente se benefician y disfrutan. Incluso con una explicación de las leyes que hacen que esto sea así, deberíamos seguir preguntándonos: “¿tiene sentido?”.

Vía Weedmaps, traducido por El Planteo.

Foto de Craig Lloyd en Pexels

¿Tienes ideas o comentarios? Puedes contactarnos en info@elplanteo.com

Síguenos en Instagram, Facebook y Twitter.


Todo el material compartido por ElPlanteo.com tiene fines únicamente periodísticos e informativos.

WeedMaps Español

ACERCA DEL AUTOR

El popular sitio WeedMaps nos comparte su contenido.

El equipo de El Planteo lo traduce y adapta para tí.

También puede interesarte

critical mass
eeuu legalización marihuana
soctty sire
manuel matarasso Indie J
¿Quieres agregar un acceso directo a El Planteo a la pantalla de tu dispositivo móvil?    Agrégalo ahora No, gracias