ENG 🇬🇧
will smith ayahuasca

Cultura

Will Smith Revela Todo sobre sus Viajes de Ayahuasca en su Nueva Autobiografía

Will Smith Revela Todo sobre sus Viajes de Ayahuasca en su Nueva Autobiografía

✍ 29 noviembre, 2021 - 17:29



Ya está disponible la autobiografía de Will Smith, donde habla de sus experiencias con drogas psicodélicas

La estrella del cine Will Smith, posiblemente una de las mayores celebridades vivas del planeta, salió del armario psicodélico el pasado mes de septiembre. En ese entonces, una nota de GQ mencionó brevemente que Smith había participado en más de una docena de ceremonias de ayahuasca. A estas experiencias les edicó cientos de páginas en su nueva autobiografía, Will, que ya está disponible en todos los lugares donde se venden libros.

Contenido relacionado: Will Smith sobre la Ayahuasca: ‘La Mejor Sensación que Tuve, sin Comparación’

«Esta fue mi primera pequeña muestra de libertad», escribe Will Smith sobre su primera experiencia bebiendo ayahuasca. Los pueblos indígenas de América del Sur han estado utilizando este brebaje medicinal de la planta sagrada durante miles de años. «En mis más de cincuenta años en este planeta, ésta es la mejor sensación que he tenido, sin comparación».

Este fragmento proviene de un capítulo de la biografía de Will Smith apropiadamente titulado Surrender ( que se traduciría como «rendirse» o «entregarse»). En él, el Fresh Prince escribe sobre algunas verdades muy antiguas que aprendió más tarde en su vida durante una tranquila separación de su esposa, Jada Pinkett Smith (que también ha revelado recientemente que se ha beneficiado de los psicodélicos). El actor recurrió a Michaela Boehm -autora, oradora pública y consejera formada en psicología junguiana, trauma y terapia de relaciones- para que le guiara en un largo viaje hacia el interior y reavivar su espíritu de exploración y aventura.

will smith biografía ayahuasca
Foto: Walmart Stores, CC BY 2.0, via Wikimedia Commons

«Explora. Experimenta. Expande», fue la máxima que Boehm inculcó en la mente de Smith. El actor nominado al Oscar ya se estaba expandiendo a través de una serie de ejercicios, antes de que los psicodélicos entraran en escena. En primer lugar, siguió el consejo de Boehm de desarrollar una relación con el océano, o como se refiere a él ahora, «la Gran Ella». Se enfrentó a su miedo de toda la vida al agua para aprender a nadar, practicó buceo, nadó con tiburones e incluso buceó en aguas profundas para llegar a estar «totalmente en sintonía, atento y comprometido a entenderla».

«Me instalé en la aceptación de mi impotencia, lo que extrañamente me liberó», escribe Smith. «‘Rendirse’ siempre había sido una palabra negativa para mí: significaba perder o fracasar o rendirse. Pero mi floreciente relación con el océano estaba poniendo al descubierto que mi sensación de control era en realidad una ilusión».

«La rendición pasó de ser una palabra de debilidad a un concepto de poder infinito. Había tenido una inclinación hacia la acción -empujar, empujar, esforzarse, luchar, hacer– y empecé a darme cuenta de que sus opuestos eran igual de poderosos: la acción, la receptividad, la aceptación, la no resistencia, ser«, continúa.

«Detenerse era tan poderoso como avanzar; descansar era tan poderoso como entrenar; el silencio era tan poderoso como hablar. Dejar ir era igual de poderoso que asir. Para mí, ‘rendirse’ ya no significaba derrota; ahora era una herramienta de manifestación igual de poderosa».

Contenido relacionado: De Familia: Jada Pinkett Smith Habla de su Uso de Psicodélicos, Tal como Will y Jaden

Se trata de una hermosa sabiduría que cualquiera puede integrar en su propia vida para el crecimiento personal. Pero rendirse es también una práctica esencial para la exploración psicodélica, como descubrió Will Smith después de que un amigo le recomendara probar la ayahuasca.

Sin embargo, antes de sumergirse en las revelaciones psicodélicas , Will Smith realiza pequeño descargo de responsabilidad en su autobiografía: «No apruebo, ni sugiero, el uso de la ayahuasca o de cualquier sustancia sin prescripción y supervisión médica profesional. Luché con la decisión de compartir mi viaje con la ayahuasca en este libro; la única razón por la que escribo aquí es porque es la verdad de mi experiencia».

ayahuasca will smith autobiografíaLos elementos que componen el brebaje del ayahuasca

Will Smith conoce a la Madre

Will Smith cuenta en su autobiografía que viajó a Perú para la primera de sus 14 ceremonias de ayahuasca. Se celebró en una pequeña cabaña bajo la dirección de una chamana, que se limitó a decirle al actor: «La vid te guiará. Ríndete. Déjate guiar. Yo sólo estoy aquí para ayudarte a navegar en el viaje».

Algunas personas se adentran en la exploración psicodélica a través de la meditación; Smith se quedó dormido en su alfombra del suelo tras una hora de esperar a que la liana del alma hiciera efecto. «Cuando me desperté, estaba flotando en el espacio exterior profundo».

Contenido relacionado: Ayahuasca: Todo lo que Necesitas Saber

Compara la experiencia visual con la de un cuadro de Picasso. También escribe que sintió una presencia detrás de él: un ser femenino al que llegaría a conocer como Madre, pero que nunca llegó a ver durante éste y otros viajes psicodélicos.

«Ella lo es todo: amante, maestra, madre, protectora, guía. Es todo lo que he soñado y todo lo que he querido. Puedo decir que ella sabe todo lo que necesito saber y cómo llegar a todos los lugares a los que quiero ir», escribe. «Ella es mi meta, mi solución, mi respuesta. Ella es la cima de la montaña, y el cielo más allá».

Esa reconfortante presencia femenina es común en los informes de viajes de todo el espectro psicodélico, pero es especialmente común durante las ceremonias de ayahuasca. De hecho, la Madre Ayahuasca es una diosa amazónica a la que comunidades indígenas rinden culto. «Algunas personas salen de beber ayahuasca pensando que es una entidad viva muy real», dijo a Science Notes la antropóloga Christine Holman, de la Universidad Estatal de Arizona. «La gente que cree en ella lo cree muy firmemente. La llaman Madre Ayahuasca».

El relato de Smith, sin embargo, sugiere que esta Madre puede ser simplemente nuestra propia conciencia manifestándose en una forma con la que el ego individual se sienta cómodo para ser guiado a través del proceso de disolución. Ésta es en realidad la experiencia psicodélica definitiva, comúnmente denominada «muerte del ego».

Contenido relacionado: Muerte del Ego: Renacer con Psicodélicos

El actor escribe en su libro que cuando preguntó a esta entidad dónde estaba, ella se rió y le dijo: «Esto no es un lugar, tonto».

«Eres tú», le dijo a un incrédulo Smith, que respondió: «Un momento. ¿Todo esto soy yo? ¿Soy así de hermoso?»

«Por supuesto».

visiones ayahuascaArtista retrata su propio viaje de ayahuasca // Sydtomcat, CC BY-SA 4.0, vía Wikimedia Commons

Liberación de la prisión del ego

Smith escribe que este encuentro abrió una compuerta de emociones que le llevó a purgar «toda una vida de inseguridades, dudas sobre sí mismo e insuficiencias».

«Si soy así de hermoso, no necesito películas número 1 para sentirme bien conmigo mismo», continúa en el libro. «Si soy así de hermoso, no necesito discos de éxito para sentirme digno de amor. Y si soy así de hermoso, no necesito que Jada ni nadie me valide. Si soy así de hermoso, y tengo este santuario interno al que siempre puedo volver, entonces no necesito que nadie me apruebe. Yo me apruebo a mí mismo. Soy suficiente«.

Y tú también lo eres.

Todxs lo somos.

Ésa es la sencilla verdad expuesta por las luminarias espirituales modernas y gurús de autoayuda, así como por los grandes santos y sabios de la historia, como Ramana Maharshi, que recomendó que dejáramos de preguntarnos si hay un Dios y, en cambio, empezáramos a preguntarnos: «¿Quién soy?». Y desde la perspectiva espiritual oriental, tú eres Dios. «Tat tvam asi» es un aforismo hindú que se traduce como «tú eres eso». Eres lo que ves, como le dijo la Madre a Will Smith durante su experiencia profundamente espiritual, en la que sujeto y objeto se desplomaron en un estado puro de ser.

Contenido relacionado: La Ayahuasca y la Energía Femenina

Los psicodélicos, como ilustra el relato de Smith, pueden servir de portal hacia ese estado místico, a menudo descrito por los sujetos del estudio psicodélico como «inefable». Es decir, que está más allá de las palabras y desafía la descripción. Hay que experimentarlo para creerlo.

Pero no todas las experiencias son iguales, y tampoco son siempre agradables. Smith escribe en sus memorias que de las 14 ceremonias de ayahuasca en las que participó en el transcurso de dos años, la Madre sólo se presentó en ocho.

«Tres de las veces que no apareció fueron de las experiencias psicológicas más infernales que he soportado», escribe. No obstante, ahorra al lector los detalles de esos viajes de pesadilla.

retiro ayahuasca perúVista aérea de un retiro de ayahuasca en la selva de Perú. // Chubbyrain74, CC BY-SA 4.0, vía Wikimedia Commons

El silencio vale oro

Will Smith escribe en su autobiografía que cada vez que la Madre aparecía, tenía consejos e instrucciones detalladas. Aunque su segundo viaje fue muy diferente del primero, fue igual de profundo.

«Madre repitió, durante lo que parecieron cinco horas seguidas, ‘Deja de hablar’. Lo dijo tantas veces que quise golpearme la cabeza contra el suelo», escribe. «Se refería al constante parloteo interno que corre incesantemente por mi cabeza: planificar, elaborar estrategias, debatir, evaluar, criticar, autojuzgar, cuestionar, dudar».

Contenido relacionado: Tomar Ayahuasca: ¿Cómo Es la Experiencia?

El punto de ruptura llegó al amanecer, cuando Smith notó que el parloteo había cesado por fin. «Fue eufórico», escribe. «Madre me dejó bañarme en la paz de mi quietud interior durante unos 40 minutos. Luego, sin palabras, me transmitió por qué tenía que dejar de hablar».

«Ella había visto cómo me maltrataba durante tantos años intentando imponer mi voluntad al mundo», continúa. «Su argumento era que si dejaba de hablar y pensar tanto, podría ver y sentir las mareas universales y podría alinear mis energías con ellas y lograr el doble con la mitad de esfuerzo».

Concluye su capítulo dedicado a la rendición con esta pepita de sabiduría: «Minimizar mi forma de hablar se convirtió en mi práctica para maximizar mi conciencia. Siempre había visto el mundo como mi campo de batalla; ahora comprendía que la verdadera zona de combate era mi mente».

Cuando ya es suficiente

Según su autobiografía, las experiencias de Will Smith con la ayahuasca sólo ocupan ocho de las 412 páginas de este excelente libro de memorias, coescrito por el autor del bestseller del New York Times Mark Manson (The Subtle Art of Not Giving a F*ck) y publicado por Penguin Press. Pero hay mucha más sabiduría que absorber si decides buscar un ejemplar para ti.

Todxs hemos oído la expresión «el dinero no compra la felicidad», pero culturalmente parece haber una incredulidad colectiva. En su lugar, ‘trabajar duro y jugar duro’ ha sido el cliché adoptado por quienes se abren camino hacia el «sueño americano». Sin embargo, el icono de Hollywood, de 53 años, deja claro en Will que, incluso en la cima, vivir el sueño es una búsqueda vacía sin una base sólida de amor propio y paz interior.

Contenido relacionado: De Tal Palo, Tal Astilla: Jaden Smith También Revela su Amor por los Psicodélicos

En el capítulo que precede a Surrender, Smith escribe sobre la «retirada», detallando algunas experiencias humillantes mientras se tomaba un descanso de su fastuoso estilo de vida de celebridad. Abandonó su séquito y su alojamiento de primera clase para visitar a una ex novia y su familia en Trinidad. Allí, una excursión en barco le obligó no sólo a enfrentarse a su miedo al agua, sino a una aversión de toda la vida a no hacer nada.

«Estaba atrapado; me sentía como un animal enjaulado. Me estaba enfadando. ¿Cómo se atreven a perder mi valioso tiempo de esta manera?», escribe. Mientras procesaba estas emociones, tuvo una epifanía: «Me convertí en un adicto al trabajo, y a la búsqueda obsesiva de la perfección. Pero había una cuestión más profunda en juego. Veía el tiempo de inactividad como el enemigo».

El hombre que lo tenía todo se dio cuenta de repente de que no podía quedarse quieto, relajarse y estar cómodo mientras flotaba en una isla tropical paradisíaca con unos cuantos lugareños.

will smith autobiografía ayahuasca chamán perúChamán en un retiro psicodélico en Perú // Foto vía YouTube

Recuerda un destello de pensamientos: «¿Cuántas películas #1 consecutivas más necesito? ¿Cuánto dinero necesitaría para sentirme seguro y protegido? ¿Cuántos Grammys o premios de la Academia necesito para sentirme querido y aprobado?».

«¿Cuándo será suficiente?», se pregunta antes de llegar a la raíz de la enfermedad que asola la mente humana. «El problema es que cuanto más consigues, más quieres. Es como beber agua salada para calmar la sed. Desarrollamos una tolerancia que nos hace necesitar más para conseguir el mismo subidón. Empecé a reconocer el juego, el truco, la locura, la zanahoria en el palo».

Contenido relacionado: El Capitalismo Consciente es una Coartada y una Disculpa por Nuestro Paradigma Existente

«Nunca me habían gustado las películas de vampiros -continúa la estrella-, pero de repente comprendí su mitología: son una metáfora del hambre humana insaciable, de la sed insaciable y de la insatisfacción crónica: el intento de llenar un agujero espiritual con cosas externas».

Así pues, la mayor revelación de esta autobiografía no tiene que ver con la medicina de las plantas psicodélicas en absoluto. Se trata más bien de una constatación en la mente de uno de los hombres más exitosos de la actualidad. Y refleja lo que el sabio taoísta Lau-tzu escribió en el Tao Te Ching hace aproximadamente 2.500 años: «El que sabe que tiene suficiente es rico».

Vía Psychedelic Spotlight, traducido por El Planteo.

¿Tienes ideas o comentarios? Puedes contactarnos en info@elplanteo.com

Síguenos en Instagram, Facebook y Twitter.



Todo el material compartido por ElPlanteo.com tiene fines únicamente periodísticos e informativos.

Psychedelic Spotlight

ACERCA DEL AUTOR

También puede interesarte