ENG 🇬🇧
tallo marihuana

ABC

Qué Hacer con el Tallo de la Marihuana

Por The Bluntness

Qué Hacer con el Tallo de la Marihuana

✍ 11 abril, 2021 - 12:03

https://elplanteo.com/wp-content/uploads/2021/03/BANNERS-HEMP6.png

Desde los tricomas hasta los terpenos, pasando por la flor misma, hay muchos elementos en la planta de cannabis, pero ¿te has preguntado alguna vez por el tallo de la marihuana?

Los tallos de la marihuana son los pequeños palos verdes que suelen encontrarse dentro de tus cogollos. Dependiendo de la calidad del cannabis que consigas, puedes encontrar más o menos tallos: menos si compras flores de primera calidad.

Contenido relacionado: Todo lo que Debes Saber sobre el Tallo de Marihuana

Antes de preguntar si puedes fumar los tallos, ten en cuenta que contienen muy poco THC, el cannabinoide responsable del “subidón” que experimentamos al fumar. Fumar tallos te aportará mucho más riesgo que recompensa: es más probable que tosas en exceso o que te duela la garganta si añades tallos a la mezcla.

Pero no te preocupes: esto no significa que tengas que tirar tus tallos. Hay otras formas útiles de utilizar el tallo de la marihuana sin estropear tu garganta.

Té de tallo de marihuana

Probablemente nunca se te haya ocurrido preparar un té con tallos, pero el té de tallo de marihuana es sorprendentemente sencillo de preparar, y se puede aderezar para que sea súper sabroso, con cuerpo y nutritivo.

Asegúrate de elegir una variedad lo más potente posible, ya que los tallos tendrán un contenido de THC mucho menor que la propia flor. En cuanto a la preparación de tu bebida, puedes añadir sabores adicionales como miel, limón, azúcar sin refinar u otro saquito de té de tu sabor favorito.

Manteca o aceite de cannabis

En lugar de fumar tus tallos, puedes probar a comerlos, especialmente si preparas comestibles con regularidad. Cuando empieces el proceso de descarboxilación, que activa el THC de tu cannabis, añade tus tallos a la mezcla.

No aportarán demasiada potencia adicional a tus comestibles, pero añaden un agradable sabor a cannabis. También es un gran truco si tienes poca flor pero necesitas desesperadamente algunos comestibles.

Contenido relacionado: Cómo Hacer Aceite de Cannabis Casero

No querrás comerte los tallos, sino infusionarlos en tu receta. Los tallos se pueden infundir en manteca o en cualquier otro aceite con cannabis.

Tópicos de cannabis

Al igual que con los comestibles, puedes infundir los tallos sobrantes en una receta casera para un tópico de cannabis. Esto es ideal para cualquier persona que utilice el cannabis para tratar problemas de la piel, dolor crónico o dolor.

La creación de un tópico es increíblemente similar a la infusión de aceite de coco con cannabis -básicamente sólo tienes que añadir un poco de cera de abeja y unas gotas de aceites esenciales de tu elección. Al igual que con los comestibles, sólo tienes que introducir tus tallos en el proceso de descarboxilación. Pronto tendrás un lote fresco de bálsamo o loción infusionada.

Kief

Si llevas un tiempo consumiendo cannabis, ya conoces las maravillas del kief. De hecho, la mayoría de los picadores tienen colectores de kief en la parte inferior por esta misma razón.

El kief son los cristales de cannabis, también conocidos como tricomas resinosos, que se acumulan cuando se muele la flor. El kief es muy práctico, sobre todo si tienes poca flor. Completar tu bowl con un poco de kief es la manera perfecta de añadir potencia extra sin la materia vegetal diversa.

Es bastante fácil raspar el fondo de tu picador para obtener una buena pila de kief, pero ¿sabías que puedes hacerlo tú mismx a partir de los tallos? Sólo tienes que desmenuzar los tallos lo más pequeño posible y meterlos en una bolsa de plástico cerrada.

Contenido relacionado: Qué Es el Kief, Cómo Extraerlo y Cómo Usarlo

Guarda la bolsa en el congelador, añadiendo más tallos a medida que vayan apareciendo y agitando la bolsa con fuerza cada vez. Con cada sacudida, los cristales congelados se desprenderán de los tallos. Lento pero seguro, tu kief se apilará igual que en tu picador, ¡listo para ser utilizado!

Papel de cáñamo

Es posible que hayas oído hablar del papel fabricado con cáñamo; de hecho, fue increíblemente popular hasta los años 30, cuando todo lo relacionado con el cannabis se estigmatizó cada vez más en los EEUU y el resto del mundo. Pues bien, si no tienes cáñamo a mano, puedes fabricar fácilmente un papel a base de tallos de cannabis.

Simplemente utiliza una licuadora para combinar una cantidad igual de tallos de marihuana y papel normal. Asegúrate de añadir agua, la suficiente para que se mezclen fácilmente. Cuando la mezcla esté lo más homogénea posible, viértela sobre una cuba para hacer papel (puede sustituirse por pantimedias estiradas sobre bobinas de alambre, cualquier superficie plana que permita que el agua de la pulpa escurra correctamente).

Una vez que hayas extendido la mezcla de manera uniforme sobre la cuba, agita suavemente la superficie hasta que la pulpa se distribuya uniformemente. Deja que se seque y escurre durante unas 24-36 horas, y luego despega el papel con cuidado y cuélgalo para que se seque del todo.

Mecha de cáñamo

Para quienes son conscientes de los efectos negativos para la salud de usar un encendedor (humos de butano), las mechas de cáñamo son una gran alternativa, y puedes crear las tuyas propias fácilmente usando tallos de marihuana.

Contenido relacionado: Básicos de la Marihuana: Cómo Encender y Apagar un Porro

Para ello, desprende los tallos con unas tijeras o una cuchilla afilada hasta que tengas unas fibras largas y fibrosas. A continuación, retuércelas fuertemente unas con otras para formar una cuerda, doblando y retorciendo con fuerza. Una vez que hayas retorcido hasta que no puedas más, sumerge la cuerda en un poco de cera de abeja y déjala secar.

Vía The Bluntness, traducido por El Planteo.



The Bluntness

ACERCA DEL AUTOR

También puede interesarte

tesla
registro cannabis medicinal
Catnapp Buenos Aires